El Suprem imposa a la Banca la devolució del 100% dels gastos de gestoria

0
211

El pasado 23 de enero de 2019, el Tribunal Supremo declaró la abusividad de las cláusulas hipotecarias de gastos, en las que los bancos atribuían a los consumidores el pago de la totalidad de costes que derivan de la hipoteca, como los de notaría, gestoría, registro o tasación.

Con ello se abrió la puerta a que los consumidores pudieran reclamar masivamente contra las entidades financieras para recuperar el dinero pagado indebidamente. ADICAE, como defensora de los intereses de los consumidores, lideró esta reclamación iniciando una campaña con el objetivo de facilitar a los consumidores esta tarea, presentando hasta la fecha 107 demandas colectivas en 28 provincias diferentes de 15 comunidades autónomas, lo ha hecho frente a 30 grupos bancarios actuales agrupando a más de 2.000 consumidores. Estas demandas se están resolviendo en sentido favorable a los consumidores y les está permitiendo recuperar los gastos hipotecarios de una forma rápida, sencilla y económica.

Nuevamente en su papel de asociación que vela por la defensa de los consumidores ADICAE informa de la RECIENTE SENTENCIA DEL TRIBUNAL SUPREMO DE FECHA 26 DE OCTUBRE, en la cual nuestro alto tribunal se ve obligado a aplicar la doctrina del Tribunal de Justicia de la Unión Europa (TJUE) la cual viene siendo favorable a los consumidores en materia de cláusulas abusivas y en especial en GASTOS HIPOTECARIOS.

Nueva sentencia sobre gastos hipotecarios

Hasta esta sentencia, el Tribunal Supremo consideraba que los GASTOS DE GESTORÍA, aquellos necesarios para la tramitación de la escritura ante el Registro y ante Hacienda, se realizaban en beneficio de ambas partes y por lo tanto debían de ser asumidas por mitad entre el banco y el consumidor, lo cual conllevaba que en el momento de reclamar los juzgados solo devolvían al consumidor la mitad de los gastos de gestoría.

Pues bien, la nueva sentencia del Tribunal Supremo CAMBIA LA JURISPRUDENCIA, y considera que el anterior criterio no se acomoda bien a la doctrina contenida en la sentencia del TJUE del pasada 16 de julio, y así los magistrados explican que “en esa situación, ante la falta de una norma nacional aplicable en defecto de pacto que impusiera al prestatario el pago de la totalidad o de una parte de esos gastos, no cabía negar al consumidor la devolución de las cantidades abonadas en virtud de la cláusula que se ha declarado abusiva”.

Esta sentencia del Tribunal Supremo confirma la doctrina que venía defendiendo y defiende ADICAE, pronunciándose por fin en el tema de la gestoría, y la novedad es que asume que los gastos de gestoría no pueden repartirse salomónicamente a la mitad, sino que una vez que es el banco el que ha obligado al consumidor a firmar esa cláusula sin negociar, tiene que asumirla el banco.

Condena al Banco Santander y A Banca

Este nuevo criterio del Tribunal Supremo es el que ha venido manteniendo ADICAE en sus 107 demandas colectivas, criterio que además ya está obteniendo sus resultados, así ADICAE ha ganado recientemente las siguientes demandas colectivas interpuestas ante el Juzgado de lo Mercantil 3 de Pontevedra JV 102/2019 contra el BANCO DE SANTANDER y JV 101/2019 contra CAIXA GERAL (actualmente A BANCA), lo cual beneficiará a cientos de adheridos y a todos aquellos que quieran adherirse, consumidores que podrán recuperar las cantidades abonadas en concepto de NOTARÍA (50%); INSCRIPCIÓN EN EL REGISTRO DE LA PROPIEDAD (100%); TASACIÓN (100%) y ahora también GESTORÍA (100%) sin necesidad de litigar con el ahorro de costes y tiempo.

Nuevamente los Tribunales abren la puerta a que los consumidores puedan reclamar para recuperar el dinero pagado indebidamente por GASTOS HIPOTECARIOS, ahora obtendrá un mayor importe ya que la Banca se verá obligada a devolverle la totalidad de los gastos de gestoría. Le invitamos a que contacte con cualquiera de las delegaciones de ADICAE o con los servicios centrales (gastos@adicae.net o 915 40 05 13) para que de una forma sencilla, rápida y económica pueda recuperar su dinero, bien incorporándose a las acciones colectivas o bien formando parte de la nueva campaña de demandas individuales.