El PP reconeix que la vertebració de la Ribera Alta ha quedat «relegada» en el temps

0
370

Los populares de la Comarca de la Ribera Alta hemos remitido distintas propuestas para que se incluyan inversiones a la comarca en los presupuestos que la Generalitat Valenciana está preparando para el ejercicio 2019.

Entre las propuestas trasladadas al Consell del “Botànic” los populares de la Ribera Alta destacan la necesidad de actuar en la red viaria comarcal para mejorar la seguridad en nuestras carreteras incidiendo en la eliminación de travesias y puntos negros que recorren nuestra comarca.

La Ribera Alta necesita una vía que vertebre la comarca eliminando los puntos negros y peligrosos para la ciudadanía puesto que aún existen muchos tramos de carretera que cruzan por el interior de las poblaciones de la comarca. Dicha vía que discurre de norte a sur por la Ribera es la autovía CV 50 cuya responsabilidad de adecuación recae en la Consellería de Vivienda, Obras Públicas y Vertebración del Territorio.

En nuestra comarca, los tramos más peligrosos de la CV 50 discurren por l’Alcudia, Carlet, Benimuslem y los puntos conflictivos de Real y Montroi, en esta última población para acceder al centro de salud los usuarios tienen que cruzar de forma muy peligrosa dicha carretera, travesías que desde hace años están consideradas como uno de los puntos negros de la provincia.

Actuaciones que consideramos especialmente urgentes junto con  la variante Turis-Llombai, la duplicación del tramo Turís-Chiva y la variante Llombai- L’Alcúdia, donde se encuentran las travesías más peligrosas y congestionadas.

Es bien cierto que durante años se han ido licitando tramos de la autovía vertebradora de la comarca de la Ribera Alta, de tal forma que ha ido mejorando la seguridad y la accesibilidad pero casi todas las actuaciones han recaído en los centros turísticos de la comunidad autónoma dejando de lado la Ribera Alta, salvo las actuaciones puntuales como la licitación de la rotonda en el PK 34+500 en la salida norte de Carlet, o la licitación de la redacción del proyecto básico del nuevo acceso norte a Carcaixent desde la CV-50, proyecto que posibilitará la conexión de Carcaixent con la Autovía A-7.

También se han realizado estudios en la CV 50 para reducir el impacto acústico en tramos concretos de Carlet, Alcudia, Alzira y la Barraca de Aigües Vives, pero estamos hablando de proyectos y consultorías  para mejorar la calidad acústica y de integración no de reducción de los puntos negros y vertebración de la Ribera Alta que parece relegada en el tiempo.

Antonio F. Saá Carrasco

Presidente Gestora comarcal PP Ribera Alta