El Club Halterofília Alzira denuncia la «precarietat» de les seues instal.lacions

0
299

Hacemos público el mal estado en el que se encuentran la instalación y el material de entrenamiento del Pabellón Municipal de Halterofilia Julián Perea, donde diariamente entrenan los deportistas pertenecientes al Club Halterofilia Alzira.
El deporte de Halterofilia es el más laureado de la ciudad de Alzira, con deportistas que se encuentran en la élite internacional, es el único club deportivo que cuenta en su haber con campeones y campeonas europeas y mundiales, con tres participaciones olímpicas, representando durante décadas a la ciudad de Alzira tanto a nivel nacional como internacional, llevando el nombre Alzira por todo el mundo. No se corresponden los excelentes resultados con las deficientes instalaciones con las que contamos. Enumeramos algunas de estas deficiencias;
-En los vestuarios el techo y el suelo están llenos de humedades, habiendo saltado la pintura de los techos debido a la mala impermeabilización de la cubierta del mismo, así como el alicatado de las paredes se encuentra con azulejos sueltos y algunas baldosas del suelo rotas que se han sustituido por nuevas que no se corresponden ni en el color.
-Está lleno de humedades que filtran en época de lluvias, por acumulación de agua.
-El cuarto de baño donde se asean diariamente niños de la escuela deportiva es tercermundista, las duchas consisten en un tubo de cobre con la grifería claramente deteriorada. Sanitarios insalubres con desagües que emanan malos olores.
-Las maquinas de fuerza y musculación con las que cuenta la entidad deportiva municipal, están anticuadas, obsoletas y deterioradas con todas las tapicerías rotas.
– Detalles como una barra de levantamiento anclada a las paredes de una esquina para poder realizar dominadas, algún espejo roto encintado con cinta adhesiva, mancuernas para entrenar de distintos juegos, etc.
-Las tarimas de entrenamiento donde se practican los levantamientos están hundidas por el continuo golpeteo de las pesas sobre estas, encontrándose desniveles importantes que dificultan el entrenamiento de nuestros deportistas, con muchas zonas del pavimento del gimnasio roto y agrietado, parcheado con tableros de aglomerado viejos.

El Club Halterofilia Alzira carece de recursos propios para poder subsanar estas anomalías puesto que no cobra ningún tipo de cuota a sus deportistas. Simplemente, subsistimos con una pequeña subvención municipal y algunos de los problemas se solucionan con remiendos caseros.

Adjuntamos reportaje fotográfico para un mejor entendimiento de la precariedad en la que se encuentran nuestras instalaciones.

Club Halterofilia Alzira

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here