Jaume I arrebata a les tropes mores la villa d’Al-Jazirat

0
226
Jaume I i Naviolante d’Hongria esta nit a Alzira

Alzira vuelve a ser cristiana. El rey Jaime I conquistó esta noche la villa de Al-Jazirat. Una tropa de 40 tambores abría el paso al bando moro al que siguieron la filà infantil de la comparsa Ben-Vinguts de Almàssera, la primera escuadra infantil de la historia de los Moros Mercaders, compuesta por la Fallera Mayor Infantil 2015, Claudia Gomis y su corte de honor, precediendo a la veterana filà de Mercaders y la escuadra Aberrohes de Mutxamel. Unas aves rapaces realizaron acciones espectaculares entre aros de fuego, antes del ballet Raqs Al Qamar de Carcaixent y la comparsa Al-Kabir de Llaurí.

En el último tramo del ejército de la media luna apareció un caballo de doma, la comparsa Els i Les de la Vila junto a dos filàs de Ben-vinguts de Almàssera. Una carroza con pequeños y veteranos festeros cerró la comitiva.

El ejército del Conquistador empezó a atacar la capital ribereña con los Templaris de Quart de Poblet, las Corsarias de la Ribera, los pequeños Creuats Riberencs y sus mayores que desfilaron en una carroza. La fiesta cultiva su futuro y desfiló la primera escuadra infantil de Contrabandistas-Bandoleras antes de sus mayores. Se blandieron las espadas de unos guerreros algemesinenses mientras un monstruo asustaba a los más pequeños y algún mayor.

El ballet de Amazonas y Guerreros abrieron paso a la bandera de Alzira que también desfiló por primera vez por las calles de la Vila. La principal figura de la fiesta este año es na Violant d’Hongria, encarnada por Lourdes García Giménez, que desfiló por primera vez en una carroza junto a su esposo, el rey Jaume I. Un cabo batidor acompañaba a la espectacular escuadra especial de la filà Conqueridors, que estuvieron ataviados por un impresionante traje de oso.

Como colofón al día central de la trilogía festera, se representó la conquista de Alzira, conseguida de manera pacífica el 30 de diciembre de 1242.

Hoy concluyen las fiestas con la arcabuzada por las calles del casco histórico, a partir de las 12 h.  Poco antes de la 1, las filàs harán una ofrenda de flores, alimentos no perecederos y ropa –destinadas a Caritas- a su patrona Santa Catalina. En la comida de hermandad se distinguirá a festeros y se conocerán los ganadores del concurso de cabos.

En la apertura de las fiestas, el pregonero, el actor, creador y director de teatro alzireño, Carles Alberola reivindicó el papel de la cultura en la historia de los pueblos y la obligación de respetarla y fomentarla.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here