Alzira repara el Observatorio Forestal de la Casella «Ouet»

3
884

La Junta de Gobierno Local del Ayuntamiento de Alzira aprobó, el pasado mes de abril, la propuesta de reparación y acondicionamiento del antiguo Observatorio Forestal del Paratge Natural Municipal de la Casella, conocido por el “Ouet”, por su característica silueta, semicircular y blanca, que preside uno de los picos que destacan en el valle de la Casella.

A una altitud de 533 metros sobre el nivel del mar, desde el mismo, se divisan unas excelentes panorámicas de toda la sierra, las comarcas lindantes y la franja costera.

En la reunión del Consell del Paratge Natural Municipal de la Murta i la Casella, celebrada el mes de marzo, se planteó reparar esta singular y emblemática construcción que corona una de las cimas de la Casella. Fue construido como observatorio forestal en la década de los años 50 y, debido a su abandono, tras el incendio que a finales de la década de los sesenta asoló el paraje, se ha ido degradando hasta un estado alarmante que requería una urgente intervención de conservación.

Inclemencias y vandalismo

La inclemencia del tiempo ha contribuido a su deterioro pero, además, en los últimos años, ha sido sometido a un maltrato de vandalismo. Por sus características constructivas, la solidez de esta pequeña caseta no hubiera tenido ningún problema de resistencia pero, las agresiones recibidas, hicieron que se debilitara en diferentes puntos, como el pavimento, la rotura del marco de la puerta, los tubos de cerámica de los ojos de las ventanas y los cimientos de uno de los lados de su estructura, de la que se estaban desprendiendo las piedras que reforzaban la base. Por otro lado, el deterioro interior y exterior de los muros, por las pintadas y los grafittis, que desmejoraban su imagen.

De este modo, las concejalías de Turismo, Medio Ambiente, y Patrimonio Histórico Artístico propusieron su reparación. Así, a los departamentos implicados se unió la concejalía de Servicios Públicos, proporcionando el material necesario.

Las condiciones orográficas donde se ubica esta construcción, inaccesible para vehículos de transporte y sólo comunicado por un sendero, el PR-V 303, condicionó que los trabajos se tuvieran que llevar a cabo mediante voluntariado. En el mismo, ha participado personal de los referidos servicios municipales, del Consell del Paratge Municipal, del Vacif y un variado grupo de voluntarios de todas las edades pero, en mayor parte, veteranos montañeros, nostálgicos de ver cómo se había ido degradando este apreciado referente, completamente integrado en el paisaje de las montañas.

Los sábados 4, 11 y 25 de mayo han sido los empleados para subir y, poco a poco, ir reparando los desperfectos, consolidar y mejorar su aspecto. Desde las siete de la mañana hasta las tres de la tarde, la veintena de voluntarios han ido subiendo por un desnivel de 223 metros, más de 1.250 kilos de cemento, arena y grava; 375 litros de agua; herramientas (paletas, catalanas, picoletas, mazas, capazos, nivel, escobas, regles, etc.); dos tubos de cemento para los huecos de las ventanas; una escalera de aluminio; 50 kilos de pintura; 30 ladrillos; 2 bardos; una chimenea de acero inoxidable para el tubo de ventilación; una lámina de malla, entre otros. Así como una piedra sillar, de más de 40 kilos, para el dintel de refuerzo del hueco de la puerta.

El buen ambiente de compañerismo y el resultado final de ver como el antiguo Observatorio iba recobrando su aspecto original, ha suplido el esfuerzo realizado. Ya, el último día, en el que sólo faltaba colocar el tubo de ventilación y pintar toda la cáscara exterior, se procedió a solucionar otro de los problemas pendientes. En un agradable valle cercano, situado junto al sendero PR-V 304 “Pic de la Ratlla”, se conserva un antiguo aljibe cuya boca se abría a nivel del suelo y, su profundidad, implicaba un riesgo de caída de personas o animales a su interior con dificultad de salir por sus medios. Tras limpiar su interior, repleto de piedras, ramas y troncos, fue sellado con mallazo para evitar el inminente peligro y su relleno con material inadecuado, permitiendo su función de almacenar agua hecho, que todavía, a pesar el tiempo que lleva en desuso, todavía cumple.

Con la finalidad de sensibilizar a los excursionistas, se ha colocado una placa que dice: Antic observatori forestal “L’Ouet”. Cuideu-lo. Ajuntament d’Alzira. 2013. Ya que esta actuación no hubiera sido necesaria si algunos de sus visitantes lo hubieran respetado.

En breve, se repintará el interior con un mural explicativo del entorno, ya que se halla completamente cubierto de pintadas e, incluso en el transcurso de los trabajos, se ha comprobado que las agresiones no se han detenido, dañando las paredes recién enlucidas. Sin duda, se trata de aislados casos de vandalismo pero que, lamentablemente, son un ata

L’Ouet

que a los bienes culturales y naturales.

3 Comentarios

  1. muchas gracias a todos los voluntarios, sin vosotros no habría sido posible. Espero que el incipiente respeto a los parajes naturales haga mella en todos los visitantes y lo respeten.

  2. Siento no haber podido acompañar a estos voluntarios debido a mi avanzada edad. Mi humilde agradecimiento a todos los que habeis coloaborado en esta história y a Paco Iñigo, Presidente del Consejo del Paraje Protegido La Murta y La Casella, autor de la idea, por estar siempre convencido que tendria personal voluntario de sobra y que la empresa resultara un exito. FELICIDADES.

  3. Muchas gracias a todos. Ha sido una excelente labor la que habéis realizado. Hago senderismo frecuentemente por la zona, también me hubiera encantado participar en las tareas de rehabilitación. Lo del pozo también ha estado muy acertado ya que verdaderamente ofrecía peligro. Enhorabuena.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here