Bruselas vaticina una recesión para la economía española que no cumplirá los objetivos del déficit por las comunidades autónomas

0
305
Sede del Parlamento Europeo en Bruselas

El panorama no mejora, ni para España ni para Europa. Bruselas vaticina recesión para la economía nacional, que no cumplirá los objetivos de déficit por culpa de las comunidades autónomas, de acuerdo con sus pronósticos. La debilidad del crecimiento provocará que la creación de empleo se retrase hasta 2013, el año en el que se empezará a salir del pozo del estancamiento. La situación será también negra para los socios del ‘viejo continente’, que «podría recaer en una nueva fase de recesión, profunda y prolongada». Todos sufrirán la desaceleración de sus economías, desde Alemania y Francia hasta Grecia y Portugal.

Una vez más, la Comisión Europea recortó la previsión de crecimiento para España hasta el 0,7 por ciento del PIB, tanto en 2011 como en 2012. En primavera, el panorama parecía más positivo, con vaticinios del 0,8 y el 1,5 por ciento. El impacto de la crisis de deuda, la desaceleración de la economía mundial, los ajustes en el sector público y el proceso de desendeudamiento de familias y empresas han hecho mella en los planes de futuro.

El crecimiento se acelerará a partir de 2013

Bruselas cree que la economía nacional perderá un 0,1 por ciento durante el último trimestre del año y que se mantendrá prácticamente estancada en los primeros meses de 2012. El ritmo de crecimiento se acelerará a partir de 2013, año para el que los expertos prevén un 1,4 por ciento.

El Gobierno central en la buena dirección

En materia de déficit, los pronósticos también son malos. La Comisión cree que el país incumplirá el objetivo del 6 por ciento del PIB que impuso la Unión Europea (UE) y que llegará al 6,6 por ciento. La culpa, de las comunidades: «Mientras que el Gobierno central va en la buena dirección para cumplir su objetivo, como se refleja en los datos de ejecución presupuestaria, se esperan desviaciones de los gobiernos regionales y del sistema de Seguridad Social».

«Se necesitarían incluso más medidas correctivas para alcanzar el objetivo de déficit este año». Así, para 2012 y 2013, la Comisión espera a nivel autonómico un déficit del 5,9 y del 5,3 por ciento, respectivamente, en lugar del 4,4 y el 3 por ciento prometidos. Bruselas puntualizó que las previsiones están elaboradas sin tener en cuenta el presupuesto de 2012, que el Gobierno no ha presentado por las elecciones del 20 de noviembre, ni las medidas adicionales que adopte el nuevo Ejecutivo.

La deuda pública aumentará un 8,4% del PIB

La deuda pública aumentará desde el 69,6 por ciento del PIB en 2011 hasta el 78 por ciento en 2012. El nivel de inflación se situará de media en el 3 por ciento este año pero caerá al 1,1 por ciento y al 1,3 por ciento en los dos ejercicios siguientes. Además, el sector bancario seguirá sometido a «riesgos», dada su «exposición importante al sector de la construcción».

Como consecuencia de la debilidad general, la creación de empleo se retrasará hasta 2013: «Está previsto que el empleo caiga más significativamente tanto en 2011 como en 2012. En 2012, un recorte adicional de puestos de trabajo aumentará la presión al alza sobre la tasa de paro, aunque ello se verá limitado por una disminución de la población activa por la salida considerable de trabajadores inmigrantes», reza el informe.

El paro no bajará del 20% durante los dos próximo años

En 2013 mejorarán las cosas, pero la tasa de desempleo no bajará del 20 por ciento de la población activa. «La fuerte contracción económica y el todavía débil crecimiento económico durante la recuperación explican el aumento del paro», señaló el Ejecutivo comunitario, que también avisó de un incremento del paro estructural. El nivel de desempleo se situará de media en el 20,9 por ciento este año y el que viene y en el 20,3 por ciento el siguiente.

OTR / Press

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here