Marzà: “La detecció de 2.000 hores duplicades de Reiligió ens ha estalviat 4 milions”

0
74
Marzá en la Trobada de Guadassuar
Marzá en la Trobada de Guadassuar

El conseller de Educación, Vicent Marzà, ha asegurado hoy que la detección de 2.000 horas dobladas por parte del profesorado que imparte religión en centros públicos de la Comunitat ha permitido un ahorro de cuatro millones de euros.

Marzà ha hecho estas declaraciones en el pleno de Les Corts, en respuesta a una pregunta formulada por la diputada de Compromís Isaura Navarro sobre los veintidós docentes de esta materia que supuestamente estaban siendo pagados con fondos públicos pero realmente trabajaban para la diócesis.

Estas supuestas irregularidades, según ha detallado Navarro, están siendo objeto de una investigación por parte de la Fiscalía y la Policía.

Sobre este asunto, Marzà ha subrayado la disposición del Consell a colaborar con la Justicia porque “no puede haber recursos públicos para pagar cuestiones que no lo son” y ha insistido en que, de confirmarse esas irregularidades, “será muy grave”.

La oferta de religión en los centros públicos atiende a una norma estatal, aunque nosotros pensamos que no debería haber ninguna religión en la escuela, que pertenece a otro ámbito, aunque respetemos y algunos practiquemos algunas fes”, ha agregado.

El debate parlamentario vespertino en Les Corts ha estado marcado por una polémica entre la diputada de Podemos Fabiola Meco y la portavoz del PP, Isabel Bonig, cuando la primera ha llamado “indeseable” al PP y la segunda le ha pedido, sin éxito, que retirase ese “insulto”.

Meco no lo ha considerado tal y finalmente ha optado por no retirarlo.

En una intervención posterior, el diputado del PP Miguel Ángel Mulet ha pedido al conseller Marzà que, “ya que tiene acceso a los mejores lingüistas”, les diga en el siguiente pleno “la diferencia entre indeseable y malparido”.

Marzà se ha limitado a responder que cualquier ciudadano puede tener acceso a las web de consulta de la Acadèmia Valenciana de la Llengua.

También Ana María Besalduch, del PSPV, ha comentado posteriormente a Marzà que “mejor no lo busque” -la palabra malparido-, porque a su juicio “no debería estar en el diccionario un insulto machista, ningún ser humano debería ser considerado malparido”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here