La solidaridad en forma de tapones en Carlet para ayudar a una niña con cardiopatía congénita

0
181

Alumnos y profesores con los tapones recogidos

El CEIP Juan Vicente Mora recoge 170 Kg para ayudar a Aitana

El colegio Juan Vicente Mora de Carlet se ha sumado a la campaña de recogida de tapones de plástico para Aitana. Toda la comunidad escolar del centro (profesores, alumnos, padres y abuelos) ha conseguido recoger 170 kg de tapones.

Aitana es una niña de 11 años que vive en Tarazona, un pueblo de la provincia de Zaragoza. La pequeña sufre cardiopatía congénita y necesita 400.000 euros para ir a Boston y someterse a dos operaciones para poder seguir sonriendo, por ello la familia y la Fundación SEUR iniciaron una campaña de recogida de tapones de plástico que les ayudarán a recaudar el dinero necesario para las intervenciones quirúrgicas.

La campaña de ‘Tapones para Aitana’ es sencilla, consiste en guardar todos los tapones de plástico posibles y llevarlos a una oficina de Seur o a cualquier tienda de Digital Factory de cualquier punto de España. En diciembre la familia ya contaba con 90.000 euros, más de cinco millones de personas se habían unido a la campaña de recogida de tapones solidarios. Por cada tonelada que recojan, la familia de Aitana recibe unos 300 euros.

El CEIP Juan Vicente Mora ha querido sumar su apoyo a esta campaña solidaria de ámbito nacional. Su directora, Rosa Primo, ha manifestado: “con este pequeño gesto de guardar tapones usados nos hemos convertido en un eslabón de una gran cadena. Todos somos conscientes de que Aitana nos necesita y continuaremos recogiendo tapones para devolverle la sonrisa. Por el momento hemos entregado 170 Kg de tapones pero nuestra intención es continuar colaborando por la causa. Es muy sencillo ayudar a Aitana, con un simple gesto conseguimos algo muy importante, mejorar la vida de esta pequeña niña.”

Poco a poco, tapón a tapón, Aitana y sus padres ven como un futuro mejor es posible. Queda muy poco para que puedan viajar este 2012 para su segunda intervención y en 2013, se unirán todas las venas reconstruidas y prefabricas a su corazón y pulmones. Aún hay esperanza, y ayudar a devolverle la sonrisa a la pequeña, cuesta muy poco.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here